Quimper, cuidad de arte y de historia

Emplazamiento de confluencia y lugar de paso en el fondo de un estuario, ciudad bimilenaria romana.
Situada sobre el río Odet, al fundo de un ria de una veintena de kilómetros, Quimper siempre ha sido lugar de paso. Desde la conquista romana, se establece en el borde del río Odet, en la parte inferior del sitio actual de la ciudad, un pequeño centro urbanizado alrededor de un puerto abierto al mundo mediterráneo. Esta actividad se volvera uno de los constantesde la ciudad hasta la mitad del siglo XX.

Ciudad de los obispos de Cornouaille


Le Palais des Evêques et la cathédrale St Corentin de QuimperUn poco más tarde, los inmigrantes bretones favorecen otro centro para su implantacion, río arriban a nivel dal confluente (en bretón : kemper). La ciudad, lugar de residencia del poderoso Conde de Cornouaille. A partir del siglo XIII, la construcción de la catedral y las murallas que estructuran la ciudad. La obra de la catedral Saint Corentin se extiende a lo largo de varios siglos para construir uno de los mayores edificios del arte gotico en Bretaña.
En el siglo XVI, después de la inocrporación de Bretaña a Francia, a la llegada de una administración real se traduce por la construcción de hoteles particulares completados al siglo siguiente por numerosos conventos enlazado con la reforma católica. Sin embargo, la ciudad permanece una ciudad de vendedores y armadores que construyen casas sobrias en material de madera y piedra.

ver fotos...

Quimper... 3 ciudadas antiguas 

Maisons à pans de bois de Quimper dans la rue du Guéodet El sitio antiguo de Quimper :
El barrio de Locmaria, la iglesia románica del siglo XII (uno de los más viejos munumentos romanos de Finisterre), antiguos plegarios, jardin medieval.

La ciudad del obispo :
El antiguo palacio de los obispos donde se situa el Museo Provincial Bretón ; las murallas de la ciudad : el 40% del 1,5 km de origen ; las calles adoquinadas del centro histórico de la capital de los obispos de Cornouaille, y las casas de madera con carteles donde los nombres recuerdan los antiguos oficios : Calle du Sallé, place au Beurre, calle Kéréon.

La ciudad del duque :
Casa pintorescas de la plaza Terre-au-Duc, calle del Chapeau-Rouge, calle St Mathieu, la iglesia St Mathieu ( y sus vidrieras notables), calle du Poivre y calle rené Madec

El río Odet

La place Terre au Duc de QuimperRemontando las agradables orillas del curso maritimo del Odet descubrirás los momentos culminantes de la ciudad : Locmaria, al pie del empinando y mítico Mont Frugy, el primer emplazamiento romano que se convirtió en un burgo del priorato benedictino y, posteriormente, en el barrio popular de los fabricantes de cerámica en 1690.

A lo largo del Odet se extiende la ciudad del siglo XIX, con el puerto y los edificios administrativos. Son de destacar los pintorescos muelles acondicionados con diversas pasarelas llenas de flores.